Te explicamos por qué agosto es el mes de los gatos

 

Más activos, más ruidosos y con más apetito, estos son algunos de los cambios que nuestros gatos pueden sufrir durante agosto y aquí te explicamos por qué: 

El secreto está en que durante agosto, aumenta la cantidad de horas de luz al día, lo que afecta directamente en el ciclo reproductivo de las gatas, llamado “políestrica estacional”, es decir que durante determinadas épocas del año tienen varios periodos de celo, los cuales se ven directamente afectados por este aumento de horas de luz.

Es normal que durante este mes, las gatas se muestren muy inquietas, se tiren al suelo, quieran salir de casa, se restrieguen llamando la atención, maúllen y se pongan muy sensibles a los cariños. 

Por otro lado, los gatos intentarán llamar la atención de las hembras subiéndose a los techos, maullando, marcando territorio y más de una vez los podremos escuchar pelear con otro.

Para evitarte muchos inconvenientes relacionados a este mes, te dejamos algunos consejos: 

1- Es fundamental estilizar y/o castrar a tus gatos.

2- Si es posible, intenta que tu gato/a no salga de casa.

3- Mantenlos con toda su vacunación al día, desparasitados y con un chip de identificación para poder ubicarlos en caso de extravío.